• Vale

QUE SE ABRA EL TELÓN!!

Actualizado: mar 26

El teatro es un instrumento maravilloso para trabajar con nuestras mentes y nuestros cuerpos. Estimula los sentidos, la creatividad, el correcto uso de la voz, nuestra sensibilidad, la autoestima, propicia el trabajo en grupo, nos hace muy felices y un montón de cosas mas. Además es una excusa hermosa para jugar, crear, compartir e imaginar juntos.


Desde el taller de teatro Vale nos deja estas divertidas propuestas para hacer en casa con la familia.


Para empezar, les proponemos “Dígalo con mímica” un clásico, que ofrece muchas variantes y categorías. Acá van algunas:

  • Películas

  • Animales

  • Situaciones de la vida cotidiana

  • “Frases típicas de mamá”

  • Oficios

  • Deportes.


Podemos jugar juntos o por equipo, hacerlo de la manera clásica, uno representa (sin emitir sonido) para el resto o para su equipo. O podemos jugarlo al revés, todos representan (a su manera) lo mismo para uno solo. Hay muchísimas posibilidades. lo importante es poner atención en los detalles de la representación, para ser lo más fieles posibles a la consigna que nos tocó…


En realidad lo más importante es pasarla bien.


Como segunda opción les proponemos hacer tarjetas para jugar. podemos darles infinitos usos. en este caso la idea es tener claros los distintos elementos que aparecen en un relato:

  • Personajes

  • Lugar

  • Momentos

  • Objetos

  • Sentimientos o estados.

Luego se eligen al azar una o dos de cada categoría y se improvisa una historia, teniendo en cuenta la estructura del relato: un inicio, un desarrollo y un desenlace.

Si nos animamos podemos representar el cuento nosotros mismos, o usar títeres Y muñecos para hacerlo. Podemos divertirnos mucho poniéndole voces y posturas distintas a cada personaje.


Acá les dejamos un ejemplo.

tarjetas: abuel@, emperador, monstruo, submarino, piscina, día del golero, arco y fleca, osito de peluche, enamorado, enojado.


Era el día del golero, 34 de enero. Como cada año, para celebrarlo, el emperador Bonifacio III se daba un chapuzón en su piscina. En eso, un enorme y peludo monstruo le robo su osito de peluche preferido. Bonifacio estaba tan enojado que rápidamente llamó a la persona mas valiente de su imperio para que lo ayudara a recuperarlo; su abuela quien había combatido en muchas batallas épicas. Ella tomo su arco y flecha y juntos abordaron el submarino real en busca del villano peludo. Al llegar y encontrarlo no pudieron hacer nada, descubrieron que el monstruo no era más que un tonto enamorado, que robo el oso para regáleselo a su novia.


¡Anímense a jugar en familia, no hay limites, seguro que creatividad sobra!!! Vale



7 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo